Complejo Bibliotecario Municipal (CBM) “Francisco López Merino” – Columna emitida en Nunca es Tarde

Buenas, buenas, ¡muy buenas! Con motivo de la presentación de mi tercera novela EL MAL AMADO (ENTRE LAS UVAS Y LA PASIÓN) en el Palacio Municipal López Merino de la ciudad de La Plata, y el orgullo y honor que eso representa para un escritor, quise dedicarle mi columna de esta semana a la vida del poeta López Merino y la historia del Complejo Bibliotecario Municipal. ¡Que la disfruten!

Y los espero el jueves 30 de Junio, a las 18 horas, en la Presentación que tendrá lugar en dicho Palacio Municipal (y dentro del marco del Café Literario organizado por la señora Claudia Baldoni) sito en la calle 49 N° 835 de mi ciudad. Muchas gracias.

Complejo Bibliotecario Municipal (CBM)

La Biblioteca Pública Municipal “Francisco López Merino” de La Plata funciona en el llamado «Palacio López Merino», un antiguo edificio de características románticas con influencias del modernismo, inaugurado en 1911, declarado patrimonio histórico de La Plata en 1985. En este edificio vivió su infancia el autor. Palacio López Merino, casa paterna del poeta platense, ubicado en la calle 49 Nº 835, entre 12 y diag. 74.

Cronograma histórico:

1962: Es adquirida por la Municipalidad.

1985: Es declarada Patrimonio Arquitectónico de La Plata.

1995: Se crea el Complejo Bibliotecario Municipal por Decreto N° 558/95.

1997: Se autoriza el funcionamiento del Complejo Bibliotecario Municipal en la ubicación actual.

2010: Se declara Bien de Interés Histórico Provincial, incorporado al Patrimonio de la Provincia de Buenos Aires.

En este edificio funcionan tres bibliotecas: La Biblioteca Central (universitaria) fue creada en el año 1935 como biblioteca especializada en derecho y legislación comunal. La Biblioteca Almafuerte (juvenil) se creó en el año 1921. Finalmente, la Biblioteca María Elena Altube (infantil) surge al ser cedida por la UNLP a la Municipalidad. Cada biblioteca tiene objetivos específicos ya que están dirigidas a grupos de distintas edades e intereses.

Su fondo bibliográfico total alcanza aproximadamente los 65000 volúmenes (universitaria: 43000, juvenil: 10000, infantil: 7000) compuesto por libros, revistas, diarios, normas técnicas, etc. Se realizan variadas actividades: apoyo escolar, asesoramiento técnico, conferencias, proyección de videos, talleres, seminarios, servicio de internet, entre otras.

La Hemeroteca, contiene la colección del Diario Clarín. Este material, de consulta en sala solamente, consta de ejemplares desde el año 1961 e incluye su revista de los domingos. Además recibe desde su fundación cada ejemplar del diario Diagonales. A partir de algunas donaciones cuentan también con la casi totalidad de las emisiones de la revista cultural Ñ. La Videoteca consta de 120 videos de diferentes temáticas.

El programa Biblioteca de Autores Platenses que funciona en la Biblioteca “López Merino” posee una sección especial dedicada a escritores platenses y a la historia de la ciudad. Se invita a los autores de La Plata y la región, editoriales, librerías, familiares de escritores fallecidos y toda persona que tenga interés a hacer entrega de un ejemplar de obras editadas para integrarla al fondo bibliográfico de la Biblioteca. Este programa tiene como objetivo la preservación, clasificación y difusión del patrimonio literario de la ciudad.

Actividad Cultural

Así, hoy se desarrollan talleres, conferencias, presentaciones de libros, exposiciones de todas las expresiones artísticas, espectáculos musicales, promoción de la lectura, narraciones, etc.

Dirección: Roberto Macció

Atención Telefónica: +54 (221) 4275795

Email:  cbmlopezmerino@laplata.gov.ar  complejobibliotecariomunicipal@gmail.com

Centro de atención: Calle 49 n°835    Horario general: 8:00 hs. a 18:00 hs.

Francisco López Merino (Poeta argentino – La Plata, 6 de junio de 1904, 22 de mayo de 1928)

A los dieciséis años publicó Horas de amor con nueve poemas en forma de folleto que luego fuera autocensurado. En 1921 escribió fragmentos de un libro inconcluso, colección inédita de poemas dividida en tres secciones: “El espejo de mi interior”, “Del eterno femenino” y “Cantos”. El poema “El alma se me llena de estrellas…” de esta colección fue incluido en 1923 en el libro Tono Menor. En 1925 publicó su último libro, Las tardes. Después de su muerte, sus amigos reunieron en un tomo estos dos libros y sus poemas inéditos. Hay en sus versos una leve tristeza confesional y una pulcra tendencia a recrear el paisaje como “estado de alma” que lo acerca a actitudes románticas.

Publicó sus poesías en diarios y revistas del país, entre otros, en el diario El Cronista de la ciudad de Chascomús, y en La Plata en los periódicos El Día y El Argentino y la revista Crónica Social. Los diarios más significativos del país (La Nación, La Prensa, La Razón, Crítica, El Día y El Argentino) elogiaron los méritos literarios del joven escritor.

El 22 de mayo de 1928 el escritor, que en ese momento tenía 23 años, decidió poner fin a su vida suicidándose con un arma de fuego sin saberse las causas exactas de su muerte. Jorge Luis Borges, quien formaba parte del grupo de escritores con quienes se relacionaba, escribió una elegía para el autor: A Francisco López Merino, publicada cinco meses después de su fallecimiento. En 1969 Borges publicó el texto Mayo 20, 1928, incluido en el poemario Elogio de la sombra, en el que se refiere a la víspera del fatal desenlace.

Publicó:

Tono Menor (Poesía), publicación del autor, La Plata, 1923.

Las Tardes (Poesía), Editorial Latina, Buenos Aires, 1925

La Casa

¿Por qué esta casa lleva su nombre si vivió unos pocos años de su infancia en ella? ¿Tan importante ha sido su figura? Fue declarado de Interés Municipal y perteneciente al Patrimonio Arquitectónico Platense.

Es indudable que la calidad de su producción poética, ha sido el factor preponderante. Porque López Merino brilló en una generación de brillantes, siendo poco más que un niño. Porque trascendió La Plata. El sólo ejemplo de que Jorge Luis Borges explícitamente lo admirara y, al decir de su mujer, María Kodama, su muerte lo abrumara durante toda su vida. El comedor fuera el corazón de la biblioteca, o que el foyer fuera el fantástico lugar de llegada y distribución de lectores y visitantes hacia los innumerables sitios de exposiciones, salas de lectura, de ensayos teatrales y corales. Era impensable que el sector íntimo, la planta alta fuera, un siglo después, el lugar donde se protegen las joyas literarias que el Complejo tiene. Lo palpable a diario, es que en la casa de López Merino, se respira cultura en la más amplia acepción de la palabra.

Borges y López Merino formaban parte del histórico grupo Florida[1], nucleado en torno a la revista Martín Fierro, aunque ambos estaban enrolados en corrientes literarias diferentes. Mientras Borges, que había estudiado en Europa y traía las novedades de las vanguardias superadoras del modernismo, como el ultraísmo, López Merino estaba más enrolado con el simbolismo francés, interesado en la búsqueda de la palabra precisa. Borges fue paulatinamente dejando atrás el estilo alambicado del ultraísmo e interesándose por formas de decir más directas, por lo que reconocía sentir admiración por la sobriedad de lenguaje de López Merino. En el libro de María Esther Vázquez “Borges, Esplendor y Derrota” se ve una imagen fechada en 1928 que muestra al escritor junto a López Merino, sentados en un banco del zoológico de Buenos Aires. Al pie de la foto se indica que dos días más tarde de tomada esa imagen, López Merino se suicidaba en un baño del Jockey Club, a los 24 años. Algún tiempo después Borges escribió un poema para su amigo, el poeta platense, al que tituló “A Francisco López Merino”.

Poema Mayo 20, 1928 – Borges

Ahora es invulnerable como los dioses.

Nada en la tierra puede herirlo, ni el desamor de una mujer, ni la tisis, ni las ansiedades del verso, ni esa cosa blanca, la luna, que ya no tiene que fijar en palabras.

Camina lentamente bajo los tilos; mira las balaustradas y las puertas, no para recordarlas.

Ya sabe cuántas noches y cuántas mañanas le faltan.

Su voluntad le ha impuesto una disciplina precisa. Hará determinados actos, cruzará previstas esquinas, tocará un árbol o una reja, para que el porvenir sea tan irrevocable como el pasado.

Obra de esa manera para que el hecho que desea y que teme no sea otra cosa que el término final de una serie.

Camina por la calle 49; piensa que nunca atravesará tal o cual zaguán lateral.

Sin que lo sospecharan, se ha despedido ya de muchos amigos.

Piensa lo que nunca sabrá, si el día siguiente será un día de lluvia.

Se cruza con un conocido y le hace una broma. Sabe que este episodio será, durante algún tiempo, una anécdota.

Ahora es invulnerable como los muertos.

En la hora fijada, subirá por unos escalones de mármol. (Esto perdurará en la memoria de otros.)

Bajará al lavatorio; en el piso ajedrezado el agua borrará muy pronto la sangre. El espejo lo aguarda.

Se alisará el pelo, se ajustará el nudo de la corbata (siempre fue un poco dandy, como cuadra a un joven poeta) y tratará de imaginar que el otro, el del cristal, ejecuta los actos y que él, su doble, los repite. La mano no le temblará cuando ocurra el último. Dócilmente, mágicamente, ya habrá apoyado el arma contra la sien.

Así, lo creo, sucedieron las cosas.

Cátedra Libre de Literatura Platense Francisco López Merino (Creación en 2005) – Universidad Nacional de La Plata

Cátedras Libres dependientes de la Presidencia de la Universidad: Las Cátedras denominadas Libres son creadas para difundir áreas de la cultura y del saber que no encuentran lugar específico en la currícula de alguna de las carreras que esta Universidad dicta.

Objetivos

La Cátedra Libre de Literatura Platense “Francisco López Merino” tiene como objetivos básicos: a) La investigación sobre períodos, generaciones, grupos y autores de relevancia dentro de la historia literaria de la región; b) La docencia, a fin de transmitir los resultados de las investigaciones propias o las ya realizadas a la comunidad educativa, y en especial a los estudiantes universitarios de la carrera de Letras; c) La extensión cultural, a efectos de participar de sus acciones a toda la comunidad regional.

Además de las funciones precedentemente enunciadas, la Cátedra participa en congresos, seminarios y actividades académicas en los que resulta factible incentivar la lectura y análisis de la literatura de La Plata; mantiene comunicaciones y realiza intercambio de publicaciones y experiencias con las cátedras de Literatura Argentina de esta Universidad y de otras, con instituciones literarias y muy especialmente con el Instituto de Documentación e Investigación sobre la Literatura Platense.

Email de contacto: catedraflm@hotmail.com catedras.libres@presi.unlp.edu.ar

Calle (Poema de Francisco López Merino)

Amo el silencio humilde de esta calle

ennoblecida de árboles serenos

por donde nunca pasó otra alma

que no sea la del viento…

Las nubes se detienen a mirarla

con sus ojos etéreos,

y saben, por la ausencia de las hojas,

si está en ella el otoño o el invierno.

Amo el silencio humilde de esta calle

ennoblecida de árboles serenos

por donde caminé tantos domingos

con mi pequeño huerto de recuerdos…

Cuando yo muera, amigo, habrá quedado

en esta calle lo mejor que tengo:

El rosal escondido de mis penas

y la música vaga de mis sueños…

Recuerden que pueden escuchar mi columna todos los martes a las 16.45 hrs  en el programa NUNCA ES TARDE (Lun.-Vier. de 16 a 18 hrs) de Facundo Flores y Federico Carestía que se emite por RADIO X5 FM 91.3 de La Plata, o desde internet: http://www.X5radio.com.ar

¡Gracias por seguirme, comentar y compartir! Hasta la próxima❤

[1] La tradición suelen ubicar al Grupo de Florida como opuesto al Grupo de Boedo (el mayor exponente era Roberto Arlt). Se atribuye al Grupo de Florida una mayor identificación con las élites económicas, mientras que al Grupo de Boedo se lo ubica más cerca de los sectores obreros y populares. El Grupo de Florida se reunía en la cafetería Richmond, mientras que el Grupo de Boedo lo hacía en el estadio de San Lorenzo . Aquel daba máxima importancia a los aspectos de renovación de las formas artísticas, mientras el segundo, daba máxima importancia a los contenidos sociales y políticos. Aunque muchos se iban pasado de bando.

Anuncios

2 pensamientos en “Complejo Bibliotecario Municipal (CBM) “Francisco López Merino” – Columna emitida en Nunca es Tarde

    • Buen día, María, qué gusto tu pregunta y que estés siguiendo el blog. Te cuento que la familia López Merino, vivió allí 7 años aproximadamente: desde 1910 a 1917. La causa fue que su papá murió al poco tiempo de haber terminado la casa. Era escribano, pero ¿cómo mantenían la casa sin él su viuda con 7 hijos (un varón y 6 mujeres)? El único que podía trabajar era Panchito, pero no podía solventar gastos de servidumbre ni mantener esa casa tan grande y costosa. Por eso se mudaron a 7 e/54 y 55, sobre una colchonería.
      Ojalá te haya servido el dato. Beso grande y hasta la próxima! ❤

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s