Tres razones por las cuales los hombres deberían leer Romance – Columna emitida en Nunca es Tarde

(Antes de comenzar quiero aclarar que las tres razones que estoy por exponerles están basadas en mi opinión y, por la misma razón, carentes de objetividad. 😉 )

Veníamos hablando de temas comprometidos como la dictadura o la labor social de la literatura en la cárcel y creo que necesitábamos descomprimir. Estamos en un otoño demasiado parecido al invierno y me veo obligada a poner una cuota de amor a esta columna y a vuestras vidas. Y como no hay nada más romántico que una buena lectura, he querido regalarles mis razones y una breve lista con novelas de amor que no tengan ni una pizca de cursilería, ideal para hombres (si se me permite el machismo).

He aquí las tres razones por las cuales un hombre debería leer Romance:

1) Le puede ayudar al género masculino a acercarse un poco a la psiquis femenina a través de las letras y diálogos de las novelas: Clasificar un libro como para hombres o para mujeres se vuelve complicado. Algunos libros cuentan obras de terror, otros reflejan un momento histórico de luchas y guerras, o un futuro incierto de una realidad ficticia e indeseable. Otros cuentan historias de vida que hacen que nos identifiquemos con los personajes. Sin embargo, existen algunos que, sin lugar a dudas se enfocan en un público femenino, aquellos que las hace pensar en su historia, reflexionar y recapacitar sobre su vida, pero también servirían para hacer que los hombres observen la manera en la que se relacionan con ellas o, simplemente, para saber qué es lo que ellas desean o anhelan por el simple hecho de tener otro género.

Si tenemos en cuenta que el 25% de las mujeres lee Romance estamos frente a un tema de conversación asegurado.

2) Comprobar que el género Romántico no “está lleno de cursilerías”, sino que detrás de la mayoría de las novelas de romance histórico y contemporáneas hay una gran investigación: Los hombres creen que las novelas románticas se hacen siempre con el mismo argumento “chica conoce a chico millonario, la maltrata y ella se enamora”. ¡Claro que yo tampoco leería ni escribiría Romance si así fuera! Sin embargo, ese cliché queda desterrado cuando nos enteramos que las grandes historias de la Romántica actual no se lograron sin tener contenido detrás. Meses de investigación, atención, escritura de horas y horas de perfeccionamiento del oficio, crear buenos diálogos y consolidar la trama son parte de los cimientos que están detrás de las escenas. Y debido a que son tan populares, los lectores son aún más conscientes de lo que es bueno y lo que no lo es. En el subgénero contemporáneo (yo elijo hacerlo, de hecho) se tocan temas de actualidad como la trata de personas, violencia de género, drogadicción o corrupción, basados en búsquedas en libros, videos y diarios actuales. En el subgénero históricose hace un rastreo de primera mano de documentos, en algunos casos descubriendo hechos olvidados (como una matanza de colonos en Tandil en el siglo pasado o la estadía de nazis en Córdoba cuando se hundió el Graf Spee en el Río de la Plata durante la Segunda Guerra Mundial).

Todo esto permite leer historias muy vívidas y personajes creíbles, con conflictos que giran en torno de un romance pero que tienen otras complejidades. Sin irnos más lejos, Game Of Thrones tiene amor y romance por donde sea, sin que eso menoscabe la historia.

3) Para diferenciarse: En la era donde todos queremos ser los más creativos, los que más redes sociales manejamos, los “distintos”, leer romance es una manera de hacerlo, de mostrarse sensible, que pueden llorar con una historia y ser masculinos a la vez. ¿Está mal que el hombre demuestre que en ciertos casos puede ser sensible o vulnerable a sentimientos? ¿Que se interese en leer sobre cosas cotidianas? Si es así, díganlo chicos porque ¡las mujeres saldremos a defenderlos! La novela Romántica en su mayoría intenta trasladar el termómetro actual de las relaciones entre hombres y mujeres. Todo el mundo tiene problemas. Todo el mundo tiene barreras para el amor. Todos experimentan la depresión, y el dolor y la angustia. Por ejemplo, Rolón habla de la “feminización” de los sentimientos, y que el hombre discrimina a los otros hombres que se muestran sensibles frente a la lectura, situaciones o películas, y que es un logro social de la época que los hombres se muestren como quieran. Y todas estas emociones están palpables en las páginas de las novelas románticas contemporáneas, y qué mejor que iniciar una conversación con “¿Leíste el último de Bonelli o la trilogía El Jinete de Bronce?”. ¡Mil puntos de una!

Crecimiento y números: En Junio de 2013 el público que acudió al encuentro Romántica Buenos Aires, el primer festival de novela romántica organizado por el Gobierno de la Ciudad junto al sitio “Noticias editoriales” de Alejandro Alen Vilas, Rita Zanola y Verónica Brollo, sirvió de estadística para el género. Ese encuentro duró 3 días y a su término los organizadores notaron con asombro el crecimiento del porcentaje del lector masculino (del 1% al 5%) que se acerca al género interesado por la variante histórica de la novela romántica más que por lo contemporáneo.

One day, de David Nicholls (2009): Fue llevado al cine como “Siempre el mismo día” (con Anne Hattaway). Emma y Dexter, después de una noche juntos en su graduación, en la que hablan de su futuro, cada año, el mismo día (todos los 15 de Julio) el lector es testigo de lo que ocurre con sus vidas, durante veinte años. Cada uno hace su vida, trabajan y nosotros podemos ser testigos de sus pensamientos, su amistad y estabilidad amorosa. El libro se hace adictivo mientras notamos la relación a veces amistosa y a veces brusca entre los dos personajes, quienes durante este tiempo encuentran la madurez como paso siguiente de su anhelada juventud. Además, el libro es una oda a la cultura de los noventa y un recordatorio de las oportunidades y lo absurdo e intimidante que nos parece el fracaso, pero sobre todo, de cómo los papeles masculinos y femeninos se intercambian con el histeriqueo.

Trilogía Nueva Zelanda (En el País de la Nube Blanca – La Canción de los Maoríes – El Grito de la Tierra), de Sarah Lark (2013): El lector puede confundirse con las tapas que representan figuras femeninas, pero la autora hará un recorrido por la construcción de la sociedad australiana (convictos ingleses y señores feudales que esclavizaban a los maoríes) y la mirada de las mujeres y hombres de la época durante 70 años (1850-1920).

El lector, de Bernhard Schlink (1995): Con una buena adaptación cinematográfica que tuvo a Kate Winslet como protagonista, esta novela cuenta la historia de Michael Berg, un adolescente que se enamora de Hanna, una mujer 21 años mayor. En esta novela, el autor dibujará los límites entre la atracción intelectual y la sexual. La trama incluye, asimismo, el poderoso rol que puede jugar la lectura en nuestras vidas y la importancia de la compasión en toda relación de amor. Perfecta para: encontrarle su lado sexy a la lectura.

Me Llaman Artemio Furia, de Florencia Bonelli (2013): Buenos Aires. 1810. Cuando palpita la Revolución de Mayo en el campo y en la ciudad, contar con las huestes del gaucho Artemio Furia puede significar la victoria. Artemio Furia no es un hombre común. Es un gaucho cuyo nombre se pronuncia con respeto y temor en todas las esferas de la sociedad.Entre 1806 y 1807, sus centauros y él sirvieron en los ejércitos de Juan Martín de Pueyrredón para expulsar a los ingleses. En medio de estas intrigas políticas que pueden acabar con su vida, el pasado oscuro y trágico de Artemio Furia se hace presente. Aunque desearía olvidarlo, el honor lo obliga a hacerle frente con la venganza.En esta otra batalla, Artemio Furia podrá perder algo más que la vida.

Espero que el listado sirva para abrirles el apetito por un otoño/invierno más literario y menos videojueguizado. ¡Espero vuestros aportes!

¡Gracias por seguirme, comentar y compartir!

Recuerden que pueden escuchar mi columna todos los martes a las 16.45 hrs  en el programa NUNCA ES TARDE (Lun.-Vier. de 16 a 18 hrs) de Facundo Flores y Federico Carestía que se emite por RADIO X5 FM 91.3 de La Plata, o desde internet: http://www.X5radio.com.ar

Hasta la próxima ❤

Anuncios

7 pensamientos en “Tres razones por las cuales los hombres deberían leer Romance – Columna emitida en Nunca es Tarde

  1. Coincido. Es un tema que también he abordado ya que definitivamente deben dejar de ver a la Novela Romántica como una historia desechable (no digo que no las haya) pero creo que precisamente por ese auge que tiene, cada vez son más los autores que buscan sustentar sus historias. Asi que esta Nueva Novela Romántica tiene un sentido tangible, aunque se cree haber leído todo, se sorprende uno con tantas historias, explorando distintos escenarios y situaciones. Contemporánea o histórica, sin duda se disfrutan.

    A favor de que lean los hombres la Novela Romántica!

    • Claro, Lu! Necesitamos que se deje de ver a este género maravilloso como “only women”, sino como “apto todo público” (como apunto cada vez que me siento a idear un personaje). TODOS, hombres y mujeres, vivimos amor y desamor en cada día de nuestras vidas y eso es lo que queremos acercarles los escritores a nuestros lectores: la cotidianidad de los sentimientos para ambos sexos. Beso, querida amiga ❤

  2. Divina coincido en que los hombres deben leer algunas novelas, las autoras están haciendo un muy buen trabajo y te incluyo, por mi parte intento acercar a mi marido a este maravilloso mundo de la lectura, sabes que históricamente el hombre solo leía política y religión pero las mujeres teníamos la tarea de enseñar a leer a la familia incluido a los varones, lo nuestro es un sacerdocio!!
    Un abrazo grande.

    • Muchas gracias por incluirme, querida Gaby, un honor tus palabras. Exacto: todos debemos ser capaces de leer sobre diversos géneros. Cuando escribo no me cierro y eso es lo que pido a los que aún no han leído Romance. Besotes, bella! ❤

  3. Es bueno que los hombres dejen un poco el fútbol y leer siempre de política y que se dediquen a leer historias románticas, algunos piensan que las novelas de romance es solo para mujeres…Por ejemplo recomendaría tus libros a los hombres para que los lean..
    Muy buena la columna y hasta la próxima.
    Un beso
    Cata

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s